La Catedral de Colonia es la iglesia gótica más grande e importante de toda Alemania, por lo que se ha convertido en uno de los lugares más concurridos por todos los turistas.

Uno de los puntos más asombrosos de esta catedral es que cuenta con 157 metros de altura, 144 metros de longitud y 45 de ancho.

Hasta 1884 se trataba del edificio más alto del mundo, hasta que se finalizara la construcción del Monumento a Washington, el cual le destronaría con sus 170 metros de altura.

La construcción de esta catedral tomaría más de 600 años para finalizarse. La edificación inició en 1248, pero no finalizaría hasta 1880 por problemas de financiación.

Una curiosidad bastante interesante es que el edificio está realizado con los planos de 1248, y que sin embargo, según historiadores llegó a soportar varios impactos de bombas, sin embargo la estructura se mantuvo en pie. 😮

Adentro podemos encontrarnos con los huesos de los tres reyes magos y campanas y ventanas que pertenecen al siglo XIII.

Sin duda, la Catedral de Colonia es una verdadera joya que vale la pena visitar si se piensa viajar a Europa. Es una visita obligada, porque definitivamente no hay nada tan espectacular como esta construcción en toda la región.