París es una ciudad que sin duda alguna está llena de diversas atracciones turísticas que no pueden faltar en nuestro plan de viaje. Si eres de los que les gusta la arquitectura, los grandes monumentos con una significativa información histórica en el barrio de La Defense se encuentra una particular estructura que vale la pena visitar, asegurándote de que su inmensidad te dejará maravillado.

En la localidad de Le Grande Arche, Parvis de la Defense en París, se levanta majestuoso el Arco de la Defense, el cual es vanagloriado como un símbolo representativo de lugar, tratándose de la capital del país, tiene un peso financiero importante que no pasa desapercibido con tal representación.

Su historia se remonta al año 1982 debido a que, durante el mandato del presidente Mitterand, éste decidió participarles o las personas un concurso en el que cualquiera podría darse lugar con la idea de que se propusiera la construcción de un monumento o edificio que fuese característico del lugar que diera un límite a todo lo que se conoce como eje central de la capital. El cual está constituido del Museo del Louvre, Campos Elíseos, el Arco del Triunfo y el barrio de la Defense.

Un sin número de arquitectos presentaron sus ideas, pero solo J.O. Von Spreckelsen proveniente de Gales fue quién llevó el diseño que estaban buscando. Lamentablemente no consiguió ver el final de la obra ya que falleció, se culminó años después y su inauguración data en el año 1989 por el 200 aniversario de la Revolución Francesa.

Es un curioso escenario donde se puede visualizar el Arco de la Defense frente al Arco del Triunfo, un contraste de estilos tanto conservador y clásico como vanguardistas, permitiendo una completa experiencia de poder admirar lo mejor de ambas sin perderse un detalle de ambos monumentos. Para aquellos que desean ver la grandeza de París es el sitio ideal.

Éste cuenta con al menos 110 metros de alto albergando 35 pisos, con 106 metros de ancho. Su composición es de vidrio y acero dándole un acabado pulcro y elegante. Posee dos ascensores que te dan acceso a las zonas permitidas del edificio. Dentro hay oficinas de organismos públicos, un museo, restaurant y terraza que te da una vista queno encontrarás en otro lugar.

Visitar el Arco de la Defense

Estando en París puedes acercarte por el RER, utilizando la línea A y bajándote en la parada de la Defense. Por metro, yéndote en la línea 1, estación Esplanade de La Defense. E incluso por Autobús de números: 73, 141, 158 y 159. Utilizando cualquiera de estas vías te darán un aventón a tan magnífico destino turístico.