Justo entre la Plaza Roja y la Plaza del Manège se encuentra ubicado el Museo Estatal de Historia de Rusia, uno de los museos más importantes de la localidad por la cantidad de objetos históricos y obras de arte que se encuentran en su interior.

Este edificio cuenta con una estructura realmente hermosa, pero la verdadera sorpresa se encuentra dentro. Todo el edificio se encuentra decorado de una forma espectacular que solo se puede haber hecho en manos del estilo neo-ruso.

Una vez dentro, podremos disfrutar de una increíble colección de pergaminos, joyas, monedas antiguas, cerámicas populares rusas, objetos en madera, trajes antiguos y la famosa barcaza de los Bancos del Río Volga.

Gran parte de la colección del museo pertenece al siglo XII y algunas de las piezas más populares son:

  • El Libro de los Salmos de Jiúdov.
  • Evangelio de Yúriev.
  • Evangelio de Hálych.

Historia

El Museo Estatal de Historia de Moscú fue fundado en 1872 por varios eslavófilos que deseaban dar a conocer la historia de Rusia.

El edificio sería inaugurado en 1875 – 1881 por el zar Alejandro III. Desde entonces, este contaría con parte de la colección personal del zar.

Más adelante, se irían incorporando algunas donaciones que han estado llenando un poco más el museo.